Introducción

El cultivo de pimiento bajo invernadero en la Argentina, se realiza desde Salta hasta La Plata, las mejores condiciones durante el invierno se dan en el norte y durante el verano en el sur. Debido a ello la estrategia de producción deberá ser distinta en las diferentes zonas.

Comparándola con tomate, la planta de pimiento presenta una temperatura base de crecimiento superior, alrededor de los 10º C. Esto determina que para tener una buena producción en invierno, se deba calefaccionar en zonas ubicadas en latitudes superiores a los 30 grados.

El pimiento es originaria de América del sur, concretamente en el área ocupada por Perú y Bolivia, desde donde se expandió al resto de América Central y Meridional.

El pimiento pertenece a la familia de las Solanaceae y su nombre científico es Capsicum annuum .

La mayor parte de los cultivares existentes pertenecen a la variedad annuum, las que presentan corolas de color blanquecino y de flores normalmente solitarias.

Es una planta herbácea, de cultivo generalmente anual, pero que puede en algunos casos transformarse en bianual. Tiene un sistema radicular pivotante y profundo que puede llegar hasta 1.20 m de profundidad. El tallo es de crecimiento erecto, con un porte que puede llegar hasta los 2 m o más. Los frutos son bayas, que pueden ser pequeñas, de 1 o 3 g en algunas variedades, frente a otras que pueden dar frutos de más de 500 grs.

Un gramo puede contener entre 120 y 150 semillas de semillas y mantener su viabilidad por tres o cuatro años, según las condiciones de temperatura y humedad, a las que se exponen durante el almacenamiento.

Dada la complejidad taxonómica existente en pimiento, es difícil establecer una clasificación homogénea que agrupe las diferentes variedades. Por lo que aquí se utilizará una clasificación, que puede no responder correctamente a la clasificación sistemática, pero tiene utilidad desde el punto de vista agronómico. Se pueden dividir en dos grandes grupos varietales :
  • Variedades Dulces:
    Suelen tener frutos de buen tamaño son las que se cultivan en invernaderos y al aire libre para su consumo fresco y la industria de conserva, también para la preparación de pimentón.
  • Variedades con sabor Picante:
    Suelen ser variedades de fruto largo y delgado. Se pueden utilizar para encurtidos. Dentro de este grupo está C.frutescens con frutos chicos y muy picantes conocido como chili.
Dentro de las variedades dulces hay diferentes tipos:
  • Tipo A: La sección longitudinal es cuadrangular y el largo es aproximadamente igual al ancho.
  • Tipo B: La sección longitudinal es rectangular y el largo es mayor que el ancho.
  • Tipo C: La sección longitudinal es triangular.
 Estado de plántula

 La semilla de pimiento no presenta ningún tipo de dormición, por lo tanto para su germinación solo necesita de agua, O2 y temperatura.

De todas maneras, se puede observar cierta disparidad en la energía germinativa en un mismo lote de semillas, ello podría deberse a diferencias en la senescencia seminal.

Algunos autores , lograron inducir una germinación pareja con la aplicación de giberelina. Pero las giberelinas que mejor se comportan son las A G4+7. Estas giberelinas inducirían la degradación de las sustancias de reserva (almidón),por promover la formación del ARN correspondiente a la síntesis de las amilasas, con ello la semilla tendría suficientes carbohidratos simples para estimular el crecimiento del embrión.

Para inducir la germinación también puede ser utilizada la técnica de osmorregulación, que ya fue explicada para tomate.

Si bien, al igual que el tomate, se puede sembrar en speedling o en macetas plásticas, son recomendadas estas últimas debido a que la planta de pimiento tiene un crecimiento más lento que la de tomate, con el mayor volumen de tierra que contiene la maceta, permite que la planta permanezca en ella hasta 45 días, con temperaturas óptimas de crecimiento (20 a 25º C). En este estado las plantas deben tener entre 7 y 9 hojas y es conveniente que aún no se observe el primer botón floral. Si al momento del transplante se observa que la planta es alta y delgada se podría deber a dos posibles razones. La primera es generalmente la más común, es que las macetas estuvieron muy juntas y las plantas recibieron poca luz. También las temperaturas elevadas pueden ser responsables. 

Antes de realizar el transplante, es conveniente dejar de regar para que se desarrolle más el sistema radicular. esto ocurre porque al entrar en estrés hídrico se sintetiza ácido abscínico (ABA), que más allá de inducir el cierre estomático hidroactivo, produce una disminución del crecimiento de la parte aérea y un mayor desarrollo radicular

 También la deficiencia de N2 en este estado permite que el sistema radicular se desarrolle más que las hojas, esto estaría relacionado con un aumento en la síntesis de ABA y una disminución en el contenido de cinetinas.

 Estado vegetativo

 El pimiento, sobre todo las variedades dulces tienen unas exigencias en temperaturas mayores que el tomate. Su desarrollo óptimo se produce a temperaturas diurnas entre 20 y 25º C y nocturnas de 16 a 18º C. Por debajo de los 15º C su desarrollo se ve afectado y deja de crecer a los 10º C. Las variedades picantes, en general son menos exigentes a los requerimientos térmicos.

Las humedades relativas entre 50-70%, son ideales para un óptimo crecimiento. Humedades relativas mayores pueden traer problemas de enfermedades y menores con temperaturas altas pueden provocar excesiva transpiración y conducir a la caída de flores. Es necesario que la planta genere una buena corriente transpiratoria, para mejorar l;a captación de los nutrientes por flujo nasal. De esta manera se puede mejorar la absorción activa de sales por parte de las raíces.

Cuando se realiza el transplante, generalmente se rompen algunas raíces y si el transplante se realiza durante los meses de mayor temperatura y con mulching, es frecuente observar que la planta se retrasa notablemente. Para apalear estos problemas, se suele inducir al final del crecimiento en la maceta, la formación de raíces y detención del crecimiento de la parte aérea. En algunos casos se resuelve transplantar primero y posteriormente, cuando las temperaturas son inferiores colocar el mulching, si bien esto es muy trabajoso y se corre el riesgo de quebrar plantas.

También se puede aplicar clormecuat o 2, 3, 5 triodo-benzoico, sobre plantas jóvenes para disminuir el crecimiento y favorecer la emisión de raíces y acelerar la floración. Estos reguladores de crecimiento inducen un proceso de endurecimiento, lo que permitiría una mayor resistencia al estrés hídrico, salino y térmico. De todas formas estas aplicaciones dan resultados algo contradictorios, siendo algunas aplicaciones satisfactorias y otras no tanto.

Otra opción es retrasar la siembra, para que en el momento del transplante las temperaturas no sean tan altas. Si bien ello puede traer como consecuencia que se produzca la antesis floral en momentos que las temperaturas ya son bajas. Esto ocurre especialmente en zonas, donde los cambios climáticos son abruptos entre el fin del verano y el otoño.

Una vez realizado el transplante pasan algunos días hasta que se retoma el crecimiento, luego la planta sigue formando hojas (8-12) y posteriormente se desencadena la floración. Los brotes que salen de las axilas foliares, se eliminan hasta la cruz. Esto permite manejar correctamente la competencia por asimilados y además se logra una mejor ventilación cerca del suelo, lo que mejora el control de enfermedades.

 Floración y fructificación 

La inducción de la floración en plantas de pimiento no es afectada por el fotoperíodo, la inducción se realiza fundamentalmente por sumas térmicas, luego que la planta produce entre 8 y 12 hojas según la variedad o híbrido. Es importante que la antesis floral se realice cuando las temperaturas son óptimas.

En la zona hortícola Santafecina, se realiza el cultivo de pimientos bajo invernáculos no calefaccionados durante los meses invernales. Las temperaturas se caracterizan por ser adecuadas durante el día y desfavorables durante la noche.

Era común que en la zona se implanten los cultivos en los meses de marzo y abril. De esta manera las primeras flores entraban en antesis cuando las temperaturas nocturnas son bajas. Las plantas cultivadas bajo estas condiciones presentan flores que caen, otras que forman frutos normales y el resto produce frutos partenocárpicos, los que pueden ser chatos y deformes y de bajo o nulo valor comercial.

Las temperaturas óptimas durante el día, se logran sin inconveniente, pero las temperaturas nocturnas (dentro del invernadero) frecuentemente son inferiores a 10º C llegando a temperaturas de -3º C o menos. En esta región se comienza intentar calefaccionar a 15º C, de esta manera los problemas disminuirán. De todas maneras es común la práctica de calefaccionar solo para la lucha contra heladas.

Hace más de medio siglo que Cochram señaló a la temperatura como el factor ambiental más importante en la floración y fructificación en las plantas de pimiento. Cuando la planta es joven y recibe temperaturas inferiores a 10º C se produce la caída de flores. Pero en plantas de más de cien días de edad se realiza el establecimiento a menos de 8.5º C. A altas temperaturas (35º C) se induce la caída de flores, supuestamente relacionada con el estrés hídrico.

En plantas que presentan una buena masa foliar, las fluctuaciones de temperatura entre 35º C de día e inferiores a 10º C durante la noche, producen frutos que normalmente son partenocárpicos y deformes.

Estas deformaciones también fueron observadas en frutos seminados, pero es menos frecuente.

Los diferentes cultivares responden en forma distinta a bajas temperaturas nocturnas, cuando se presentan combinadas con otros factores ambientales limitantes como: baja intensidad luminosa y fotoperíodo corto o mal estado nutricional.

Cuando se realiza un examen anatómico a frutos formados a bajas temperaturas , se observa la falta de semillas que no corresponde a una falta en la cantidad de polen, sino al lento crecimiento del tubo polínico en el estilo y la parte superior del ovario. De todas maneras el polen estimularía el crecimiento del ovario. También se observa que los pétalos no se abren, los estambres son más cortos y el ovario es de mayor tamaño. Estos frutos frecuentemente presentan poco crecimiento estilar, quedando deprimido el extremo apical y el desarrollo de la placenta es pequeño. También pueden encontrarse estambres carpeloides que continúan creciendo luego de la antesis, todo ello conduce a un fruto deforme de bajo o nulo valor comercial.
La influencia de la temperatura sobre el modelo morfogénico en las flores de pimiento, podría ser explicado por medio de los cambios que se producirían en contenido endógeno hormonal. Muchos supusieron que la solución al problema sería similar a la caída de flores en tomate, para lo cual la aplicación de auxinas y giberelinas a las flores acabaría con el problema.

En nuestras experiencias no se pudo lograr la estimulación del crecimiento de los frutos en condiciones normales, cuando se los cultivaba a bajas temperaturas. Ni la aplicación de auxinas ni giberelinas mejoraron el crecimiento de los frutos.

Suponemos que las bajas temperaturas modifican el patrón de crecimiento del cultivo y en especial el de los frutos. Cuando las temperaturas nocturnas descienden por debajo de los 15º C comienza a afectarse el crecimiento de los brotes y hojas, y las flores no se abren, pero los frutos establecidos continúan creciendo y los nuevos frutos que se establecen normalmente son partenocárpicos de forma normal.

Cuando las temperaturas descienden hasta 5 o 3º C, se produce un daño en los ovarios de los frutos que en ese momento se establecen y cuando crecen presentan las deformaciones ya comentadas. Si las temperaturas descienden aún más, hasta -1º C, se presentan daños por heladas, que son de diferente magnitud, dependiendo de la edad de la planta y si ésta sufrió algún proceso de endurecimiento.

Es recomendable que las siembras se realicen temprano, a principio de enero en la región de Santa Fe. De esta manera la tasa de crecimiento vegetativo es alta hasta la antesis de las primeras flores . En este momento las temperaturas nocturnas son aún altas, lo que permite un adecuado establecimiento de los primeros frutos. Posteriormente cuando las temperaturas descienden hasta 3 o 5º C y las tasas fotosintéticas ya no son demasiado altas, el crecimiento vegetativo disminuye y solo se mantiene el crecimiento de los frutos ya establecidos. En primavera cuando los primeros frutos han finalizado su crecimiento y las condiciones de luz y temperatura mejoran, comienza nuevamente a incrementar el área foliar y el establecimiento de nuevos frutos.
En invernaderos de la FAVE se están haciendo ensayos, combinando calefacción con la aplicación de ácido giberelico al follaje. La giberelina induciría una estimulación de los brotes, estos se mantendrían creciendo a menores temperaturas, con el posible ahorro de combustible para la calefacción.

De contar con calefacción económicamente viable, la estrategia de producción del cultivo podría variar. La siembra podría realizarse más tarde, cuando las temperaturas no comprometen el transplante y cuando la radiación ya sea menor. De esta forma se podría mejorar la interceptación lumínica. En el momento que las plantas aumenten en forma exponencial su área foliar, la radiación incidente también comenzaría a aumentar (primavera). Ello permitiría que en los momentos de menor intensidad lumínica (invierno), el cultivo presente un bajo índice de área foliar, lo que evitaría el autosombreamiento de las hojas. De todos modos, se plantea realizar el cultivo durante los 12 meses del año, comenzando la siembra más tarde y finalizando el cultivo al año siguiente.

 Este plateo de cultivo, presentará las dificultades de ventilación y refrigeración de los invernaderos durante el verano, para ello se podrá recurrir a las técnicas de sombreamiento, ya sea con mallas comunes o pantallas, o a la aplicación de agua pulverizada en micro gotas (sistema fog) para favorecer la evaporación y su posterior extracción del invernadero. Es conveniente para favorecer la refrigeración del invernadero, tener un cultivo con un IAF alto.

Es común que algunos productores, extraigan el primer fruto con la idea de obtener una planta de mayor tamaño . El crecimiento rápido de los frutos hace disminuir el crecimiento vegetativo. Esto es más marcado en una planta de poca área foliar, pues presenta poca tasa fotosintética y por ende la competencia entre los destinos es más marcada. Nosotros recomendamos la extracción del primer fruto si las condiciones de fotosíntesis se ven disminuidas ya sea por poca área foliar o factores adversos de luminosidad o temperatura.
No de debe confundir las causas de abscisión floral con la falta de crecimiento o deformaciones de los frutos. Algunas plantas suelen presentar un excesivo crecimiento vegetativo y una completa caída de las flores y frutos en las primeras ramas florales. Esto puede deberse a que el crecimiento vegetativo aumente porque las flores abortan, o por el contrario, que las flores se caen porque el crecimiento vegetativo es exuberante. Pensemos que lo más común es esto último en el caso de pimiento. Ello puede deberse a que en el momento de antesis floral o algo antes, las condiciones favorezcan el crecimiento de la parte vegetativa, ya sea por buenas condiciones hídricas y una relación N-K muy alta. Además, si se produce la caída de flores y la fotosíntesis es baja, este efecto se puede acrecentar. La fotosíntesis puede disminuir por baja luminosidad, y al encontrarse con alto contenido de N, se privilegia la síntesis de proteínas que conducen al crecimiento foliar y no permiten el crecimiento reproductivo de las flores siguientes.

En experiencias de poda de los brotes superiores a la primer flor, como sugieren algunos autores, no se observaron ventajas, ni en el crecimiento de los frutos ni en el crecimiento de las otras partes de la planta. Esto es debido a que la planta misma detiene el crecimiento de las ramificaciones que van hacia el centro de la planta donde están más sombreadas, parecería entonces que ocurre una poda natural.


El cultivo del pimiento
Pimiento
Características de algunos híbridos
HÍBRIDO
CARACTERÍSTICAS
Vidi
Fruto de 4 cascos, 14x9 cm, espesor grueso, resistente a los virus TMV y PVY.
Predi
Fruto de 3-4 cascos, 13x8 cm, espesor muy grueso. Es muy precoz y resistente al TMV.
Ranger
Fruto de 3-4 cascos, 13x10 cm, tolerante a Phytophthora capsici, TMV y PVI.
Elisa
Fruto de 3-4 cascos, 15x10 cm, precoz, tolerante a TMV y PVY.
Córdoba
Fruto de 4 cascos, 15x10 cm. tolerante a TMV y PVY.
Sonar
Frutos de 3-4 cascos, 17x9 cm, resistente a TMV.
Domino
Frutos grandes, 10x17 cm, uniformes.
Melody
Frutos alargados, 10x16 cm, 4 cascos.
PIP
Fruto grande, 4 cascos, 11x9,5 cm, medio precoz.

Ciclo del cultivo

 
SIEMBRA
TRANSPLANTE
COSECHA
mayo-junio
fines julio-agosto
noviembre-diciembre a abril1
diciembre/enero
fines enero-febrero
marzo-Junio2

Normalmente el cultivo se termina cuando bajan los precios en verano, pero teóricamente puede seguir hasta las primeras heladas (fines mayo-Junio).
El cultivo finaliza con las primeras heladas (obtención de plantines)
Cantidad de semilla: 16 g/1.000 m2
Tipo de envase: Speedling, macetas de (8x8 cm, 10X10 cm)
Sustrato: tierra:turba 3:1, tierra: turba: perlita 2:1:1


Conducción del cultivo
Marco de plantación:
-líneas simples: 0,9x0,5 m (2 pl/m2)
-líneas dobles a 0,70x0,5 m con pasillos de 1 m.
Tutorado: con malla de red (20x20 cm) colocada horizontalmente cada 0,50 cm comenzando a 0,50 m del suelo. En su defecto, se reemplaza la malla por dos líneas de alambre a ambos lados de la línea de plantación entre las que se pasa hilo en zig-zag.
Mulch: negro para control de malezas en la fila.
Riego:
Tipo: localizado, con goteros de una descarga de 2 l/h. Momento: se pueden emplear tensiómetros para determinar cuando regar. No es conveniente que la humedad del suelo descienda por debajo del 65 % del agua disponible .
Calidad de agua: no debe tener mas de 2.000 micromohos de conductividad eléctrica, no mas de 1.400 ppm de sales totales, el % de sodio no debe sobrepasar el 60 %, y no debe tener mas de 1,25 ppm de B.

Fertilización

Requerimientos: por cada 100 kg de fruto se absorben 370 g N/ha, 104 g P2O5/ha, y 500 g OK2/ha.
Forma de aplicación: generalmente el P se aplica de base, al transplante, junto con la mitad de la dosis de K. El N se aplica a lo largo del ciclo del cultivo, de acuerdo a la tasa de absorción, a través del riego (fertirrigación).
 
Tasa diaria de absorción de nutrientes (kg/ha)
Días
N
P2O5
OK2
0 - 3
30 - 50
50 - 70
70 - 90
90 - 110
110 - 130
130 - 150
150 - 170
0,60
2,30
5,50
37,50
62,50
69,00
40,00
27,00
0,46
0,46
0,80
8,00
18,30
18,30
17,20
8,00
0,54
3,61
7,83
58,40
90,30
108,40
72,20
35,00

Plagas


PLAGA
CONTROL
Pulgones
Pirimicarb 50%: 60 cc/100l agua, Dimetoato 50 %, 120 cc/100 l agua. El pimiento en la zona soporta 12/pulgones/hoja sin disminuir el rendimiento. El inicio de la población se puede detectar mediante trampas pegajosas amarillas.
Trips
Dimetoato 50 %, 60-100 cc/100 l agua, Endosulfan 50 %. Aplicar al producirse los primeros ataques.
Isocas
Clorpirifós E 48 %, 10 CC/10 l agua. Aplicar en un surco de 5 cm de profundidad a lo largo de la línea de plantación (1 litro de esta solución por m lineal de surco).
Vaquita de
San Antonio
Endosulfan (al 0,15 %), carbaryl (al 0,18 %). También deltametrina, cipermetrina.
Arañuelas
Azufre polvo mojable. No aplicar con mas de 30deg.C o alta humedad relativa. El tratamiento al anochecer es muy efectivo. También pueden usarse acaricidas como exitazos, etion, y dicofol.


Rendimiento

Meses
DICIEMBRE
ENERO
FEBRERO
MARZO
ABRIL
MAYO
kg/1.000 m2
960
1.440
2.880
2.880
960
480

Enfermedades

ENFERMEDAD
AGENTE CAUSAL
SÍNTOMAS
CONTROL
Damping-off
Rhizoctonia, Phy-tium Phytophthora
Estrangulamiento del tallo a nivel del suelo cuando las plántulas tienen 2 a 3 hojas.
Desinfección del sustrato (químico va-por, solarización), restringir el riego, tratamiento de semilla con captan o thiram.
Podredumbre húmeda del tallo
Sclerotinia
sclero tiorum
Podredumbre blanda y húmeda, color castaño claro. Micelio blanco algodo-noso y esclerocios oscuros.
Tratamientos al cuello con procimidio-ne, benomil, iprodine. Eliminar plantas con esclerocios.
Podredumbre de raices y cuello
Rhizoctonia solani y Sclerotium
rolfsii
En raices, manchas secas bien delimi-tadas, en cuello, lesiones hundidas co-lor castaño.
Tratamientos preventivos al cuello con PCNB o iprodione. Evitar exceso de riego. Eliminar plantas enfermas
Marchitamiento
Phytophthora capsici
Podredumbre verde oscuro, acuosa, en el cuello y raíz principal, que origina marchitamiento y muerte. Ataca en la fase juvenil y entrada en producción. Es la enfermedad mas importante.
Tratamientos al cuello y follaje con mancozeb, oxicloruro de Cu, mancozeb mas metalaxil, propamocarb, fosetil a-luminio; cuando la temperatura del sue-lo llega a 20 deg.C.
Marchitamiento
Verticillium dahliae
Marchitamiento de una o varias ramas, raramente de la planta entera. Produce amarillamiento y enanismo.
Tratamientos solo en casos de ataque precoz con benomil o carbendazim al pie de la planta.
Marchitamiento
Fusarium solani
Marchitamiento rápido, desecamiento de hojas y defoliación. Araca cuello y raíz principal.
Idem Marchitamiento por Verticillium dahliae.
Moho gris
Botrytis cinerea
Lesiones en flores y frutos, deprimi-das, elípticas y acuosas, que se cubren con las ramificaciones del hongo. Ata-ques generalmente al principio de floración.
Tratamientos con fungicidas de distin-tos grupos, para evitar resistencia (thi-ram, benomil, vinclozolin, procimidio-ne).
Mancha de la hoja
Cercospora capsici
Manchas en hojas, necróticas, circula-res u oblongas de bordes bien marca-dos, de color castaño obscuro y centro gris claro.
Tratamientos desde la aparición de las primeras manchas con clorotalonil oxicloruro de Cu, captan, o mancozeb
Mancha bacteriana
Xanthomonas campestris p.v. vesicatoria
Manchas al principio como pequeños puntos elevados, luego irregularmente circulares, limitadas por las nervaduras, acuosas, castaño brillante, con bordes pardo violáceo y halo amarillento.
Tratamientos con Cu o Cu + mancozeb. Usar plantines sanos. Bajar la humedad ambiente. Rotaciones. Variedades resistentes.
Podredumbre blanda
Erwinia carotovora
Podredumbre acuosa de los frutos. Generalmente en otoño y con alta humedad
Arrancar y quemar plantas afectadas. Desinfectar el suelo del invernáculo.
Virosis
PVY,
PSMV, CMV
Depende del virus: mosaico, moteado, enrollamiento de hojas, necrosis, ena-nismo, etc
Control de áfidos, de malezas, elimina-ión de plantas enfermas, cultivares re-sistentes.

Almacenamiento

DURACIÓN
TEMPERATURA
HUMEDAD
OBSERVACIONES
10-15 días
7-10 deg.C
90-95 %
Por debajo de las temperaturas indicadas se produce daño por frío.

Análisis económico- financiero

Costos, margen bruto y comercialización
Almácigo (insumos)
Plantación y cultivo
Mantenimiento invernáculo
Mano de Obra (mediero)
Embalador
Alquiler bandeja
Carga y descarga
Flete MCBA ida y vuelta
Comisión consignatario
Impuesto Ingresos brutos
120.55 $/inv. 1.000 m2
315.03 "
210.08
30 % de la producción
0,30 $/bandeja 7 kg
0,25 "
0,20 "
0,35 "
15 %
1 %
Total Costo Directo (CD)
Ingreso bruto
Margen Bruto (MB)
Relación MB/CD
2.402,12 $/1.000 m2
4.460,40 "
2.058,28 "
0,86
Valores para un cultivo temprano rendimiento de 5 kg/planta, 2 pl/m2, invernáculo de 1.000 m2, y precios promedio ($/kg, años 1991-93) para diciembre, enero, febrero, marzo y abril de 0,81, 0,79, 0,74, 0,63, y 0,69, respectivamente.